Contáctanos
NUESTRAS WEBS:

CD Review

Reseña | Ice War – “Defender, Destroyer” (2020)

Publicado

en

Ice War Defender Destroyer
Sigue aquí a tus artistas favoritos:

Ice War es una entidad bastante curiosa del under metalero canadiense. Un proyecto llevado adelante por el músico Jo Galipeau (alias “Jo Capitalicide”) desde 2015, como una continuación de su anterior grupo Iron Dogs, y que tiene ya tres LPs, varios EPs y singles con su particular visión del heavy metal retro.

Tributar a esas viejas bandas de principios y mediados de los ochentas, como Exciter o Liege Lord, está muy lejos de ser algo nuevo, pero Ice War tiene una identidad propia dentro de todo este movimiento. Minimalismo punk en la composición, producción lo-fi (uno de los puntos que más divide a las reseñas) y un enfoque lírico en la mitología de diversas tribus americanas.




Defender, Destroyer plantea un cambio bastante importante con respecto a los anteriores Ice WarManifest Destiny, gracias a la dosis extra de velocidad en la música. Mientras  aquellos álbumes eran más acelerados que vertiginosos, Defender, Destroyer pisa el acelerador a fondo. Elementos de Motorhead, Tank, el Iron Maiden de Paul Di’Anno, punk rock ramonero, punk oi y demás, todo aparece en Defender, Destroyer de manera extremadamente natural.

Leer Más:  Helloween, Edguy y más aparecerán en una máquina de pinball sobre "Heavy Metal"

Ya el track inicial “Power From Within” da una idea de lo que será el álbum, con sus ritmos acelerados y voces desgarradas que habrían quedado perfectas en un Filth Hounds of Hades. Pero “Defender, Destroyer”, el tema título, lleva la velocidad a nuevos extremos y mete guitarras chillonas y un estribillo como para que se te quede en la cabeza.




Los ganchos son algo muy importante en el álbum: “Demonoid” y la repetición efectiva del título, los coros en la no-tan-acelerada “Mountain of Skulls”, el bajo en “Soldiers of Frost”. Todos elementos que hacen memorables a las canciones, que serán crudas y violentas pero no se olvidan de esa parte tan importante.

Otro cambio grande se encuentra en el estilo vocal de Jo. En álbumes anteriores intentaba ser mucho más melódico, pero en Defender, Destroyer adopta un estilo más gritado y agresivo. Siendo que en esos álbumes anteriores las voces eran lo más flojo (algo aceptado por Jo en varias entrevistas), acá termina por encontrar el estilo que mejor le queda, acoplándose perfectamente a la violencia de los riffs y de la batería.

Leer Más:  Metallica explican si componen para satisfacer a sus fanáticos o a ellos mismos

Mientras que los álbumes anteriores rondaban la media hora, Defender, Destroyer se da el lujo de alcanzar los 38 minutos. Pero no tiene ni un segundo desperdiciado: cada momento del álbum se siente como perteneciente al mismo, sin una pizca de relleno. Y la producción también ayuda: tan vieja escuela y de baja fidelidad como en los trabajos anteriores, pero más balanceada, menos amateur y mucho más tolerable.

Defender, Destroyer es, en mi opinión, el trabajo más redondo de toda la discografía de Ice War. Conservando su estética e idea pero con una mejora en todos los aspectos, termina por confirmar el potencial que los álbumes anteriores insinuaban. Para fans de la velocidad y el heavy metal con sonido a cassette.

Bandcamp

Facebook

Nuestra puntuación

Periodista de música nacido y criado en Argentina. Fanático de los videojuegos. Coleccionista de remeras negras.

Anuncio
Anuncio

Lo +leído

X