Alcest y "Le Chants de Aurora": Un viaje hacia la luz.
Connect with us

CD Review

Alcest y "Le Chants de Aurora": Un viaje hacia la luz.




  • >
  • >

Published

on

Después de cinco años Alcest estrena un nuevo disco denominado Le Chants de Aurora el cual viene cargado a la emocionalidad. Tras el éxito de Spiritual Instinct del 2019, cuyo sonido se caracterizó por ser sombrío y más bien nostálgico, este nuevo disco trae consigo un aire de renacimiento que viene desde el propio ser, inspirado por la naturaleza y la liberación del alma.

Cabe destacar que esta última entrega difiere enormemente de su antecesor ya que se envuelve por una sensación general de tranquilidad, tal como si se hubiese alcanzado un momento donde la respiración por fin se vuelve calma y constante; ese momento donde ya nada molesta, nada duele y en donde por fin el alma se encuentra en paz. Probablemente es el último tema de todo el disco, “L’Adieu”, el que tenga algunos tintes más sombríos y oscuros pero que en el trasfondo del mismo se puede sentir en su letra y melodía la trascendencia del alma en sí misma. Con acordes lentos, pausados y brillantes al mismo tiempo, es un tema que deja con la sensación de sanación que pocos artistas pueden entregar a sus fanáticos y por lo tanto, hace que este disco sea todo una experiencia de escucha que te eleva a otro nivel.

Del álbum ya se pueden escuchar dos Singles que cuentan con sus respectivos videoclips uno es “Flamme Jumelle” (Alma Gemela) y el otro “L’Envol” (El Vuelo) y ambos entregan una nueva perspectiva musical a lo que Alcest viene trabajando desde bastante tiempo atrás. Las canciones son rápidas, las voces melódicas se dejan llevar por los instrumentos que le acompañan y las líricas que componen las canciones son altamente esperanzadoras. Si bien para los amantes de la oscuridad que entregaba Alcest estos temas no han sido tan bien recibidos, al escucharlos en variadas ocasiones los tintes melódicos brillantes son capaces de atraer incluso a los fanáticos más reacios. Todo este nuevo camino musical trae extremadamente arraigada la sensación de serenidad, en donde cada oyente puede imaginarse en medio de un bosque acompañado tan solo por el canto de la naturaleza. El dúo hace notar desde un comienzo esta imagen ensoñadora con “Komorebi”, track que abre el nuevo larga duración y que es una invitación a liberar la mente para dejar entrar cada una de las sanadoras notas que lo componen.

“Amethyste” es una de las canciones que probablemente contiene un sonido más cercano al blackgaze característico de la música de Alcest, comenzando con riffs de guitarra oscuros y continuando con una batería más energética que se desplaza hacia una rítmica tranquila acompañada de vocalizaciones suaves que terminan explotando con fuerza gracias a la increíble voz de Neige. Le sigue el hermoso sonido de las teclas en blanco y negro de un ceremonial piano en armónica concordancia con la historia que se va contando a lo largo del álbum, “Réminiscence” se siente como un baño dulce de agua tibia en medio de una fría tormenta; las etéreas voces envuelven a la música con entonaciones que parecieran estar encantadas haciendo que los casi tres minutos que dura la canción pareciesen solo segundos.

Siguiendo la misma línea de los ya estrenados sencillos se encuentra "L’enfant de la Lune"; y es aquí donde la batería de Winterhalter se vuelve más energética y se luce en todo su esplendor. En este track se escucha una voz femenina que introduce la canción con un pacífico rezo y que acompaña los coros melódicos de Neige en el clímax del tema. En este track existe una explosión de energía como si se hubiese alcanzado por fin el desarrollo espiritual que tanto se ha buscado, logrando la trascendencia del alma hasta llegar a ser uno con todo aquello que nos envuelve. Para finalizar el disco, nos encontramos con L’Adieu, el séptimo y último track, que como ya he descrito es un desenlace sonoro tranquilo y esperanzador que cobra real sentido al escuchar detenidamente el resto de las canciones.

Si bien este nuevo camino de los franceses pareciera ser extraño, no se aleja para nada de lo que ocurre en la vida de quienes han tenido que afrontar la oscuridad por mucho tiempo; a fin de cuentas, sin oscuridad no existiría la luz ni aquellos recónditos caminos que nos llevan a alcanzarla. Probablemente este es el sentimiento general que invade la escucha de este álbum y considerando que para cada uno de los oyentes los propios pesares se enfrentan de maneras diferentes, el álbum pareciera entregar una llama de esperanza y un rayo de luz entre toda esa oscuridad en la cual la tristeza se enmascara detrás de las notas alegres que cantan por soñar un mañana mejor.

 

Meryth Smirnoff

 

Locutor, adicto al fútbol y al Heavy Metal. Tiene el récord de más mosh sobrevividos mientras cubre conciertos para su querida página, Cuartel del Metal. Ha visto más veces a Chayanne que a Black Sabbath.

Advertisement
Click to comment

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply