Reseña: Avernal - "Tzompantli" (2020)
Connect with us

CD Review

Reseña: Avernal – “Tzompantli” (2020)

Published

on

Reseña Avernal Tzompantli

Nuestra puntuación

Hablar de Avernal implica palabras mayores dentro de lo que a metal argentino refiere. El conjunto de metal extremo formado en 1993 ha sabido construir una prolífica carrera que ya se encuentra próxima a alcanzar las tres décadas de existencia. ¿Acaso se sostienen a nivel musical luego de tantos años de historia? Vamos con la reseña de lo más reciente de Avernal: Tzompantli.

Sí es cierto que la vara había quedado muy alta luego del demoledor registro de 2016, La Quimera de la Perfección. Este LP significó una perfecta amalgama de los distintos matices extremos que el conjunto comandado por Cristian Rodríguez exploró a lo largo de sus discos. Sin embargo, se apegó más a los tempos rampantes bien cargados de adrenalina e ira, pero sin descuidar algunas composiciones más propias de lo que uno podría calificar como Death N Roll.

Tzompantli oficia como una suerte de continuación de su gran antecesor. No obstante, el conjunto bonaerense decidió apostar por una entrega más directa y al cuello. En su totalidad, la placa alcanza los 33 minutos de duración. A excepción de algunas causas, todos los tracks golpean de una manera bien precisa al oyente, permitiéndole apreciar con rapidez todo el despliegue de ferocidad plasmado en la música de este LP. Cabe resaltar que el álbum fue mezclado por Martín Furia y masterizado por Yarne Heylen, todo hecho en Bélgica.

Claros ejemplos de esta susodicha premisa son los dos temas que aperturan esta pieza. “Hilera de Cráneos” y “Kraken” son dos canciones que en pocos minutos logran transmitir salvajismo desencadenado. Cabe resaltar que el Tzompantli es, efectivamente, una hilera de cráneos que construían algunas cuulturas prehispánicas. En lo que a aspectos musicales refiere, nos topamos con riffs de guitarra a cargo de Federico Ramos y Sebastián Barrionuevo que se ven contundentemente complementados por un Germán Rodríguez a puro blast y skank beat tras los parches. Todo esto amalgamado por el vozarrón profundo del ya mencionado Cristian Rodríguez. Un inicio que implica una verdadera patada en los dientes para cualquier escucha desprevenido.

TAMBIÉN LEE:
Los argentinos V.I.D.A. anuncian un brutal show vía streaming para fin de año

Por supuesto que no todo transcurre en una línea recta, puesto que ya hemos mencionado que Avernal no se quedan quietos en una misma rama del metal extremo. “Arquitectura Pestilente” nos plantea un escenario más ligado al doom, por el cual esta banda suele incursionar con medida frecuencia. El track ya refleja una atmósfera absolutamente distinta. El recitado del principio es una antesala perfecta del diabólico tempo lento y machaques bien desagradables, en el hermoso sentido de la palabra.

Algo similar sucede con “La Densidad”, corte que vira algo más hacia terrenos stoner. Las baterías acompañan riffs de guitarras abiertos y de pocas notas. Sin embargo, una vez que ingresan las voces de Cristian, el aura global de la canción se torna cada vez más putrefacta.

“El Ungido” es una de esas piezas que te mantiene cabeceando de principio a fin. Una estructura bien sencilla, riffera y ganchera. A puro mid tempo, las guitarras y las voces se abren paso en una composición con varios matices melódicos también. Sin embargo, si hay un tema melódico en esta placa, es “Los Desesperados”. Una canción que escupe melodeath por donde se lo mire. Los riffs de guitarra están cimentados sobre un bajo bien marcado, cortesía del señor Francisco Cañardo. Los solos bien propios, estructuralmente hablando, de un clásico como “Master of Puppets”. El primero lento y melodioso, el segundo desenfrenado y rabioso.

TAMBIÉN LEE:
Reseña: Black Sabbath - "Born Again" (1983)

Precedido por una lóbrega intro de guitarra acústica y recitada que lleva por título “Frío Despertar Apocalíptico”, llega el final más cargado de adrenalina que podrían imaginarse. “Carne para la Bestia” es una confluencia absoluta de hardcore, death metal y punk. ¿Por qué entonces no tildarlo de Grindcore, se preguntarán? Porque no llega a eso, nomás son pequeñas partes de cada estilo que confeccionan este track lapidario. Atención al guiño a “Hell Awaits” de Slayer llegando a la última porción instrumental. Que hermoso todo. Hermoso pero brutal, siempre.

¿Qué más decir de estos veteranos? ¿Le hace justicia a sus obras anteriores? Sin ninguna duda. De hecho, no me tiembla el pulso al teorizar que podríamos estar ante el mejor trabajo de toda la discografía de Avernal. La experiencia de estos muchachos se ha convertido en calidad indiscutida. Hace escasos días se anunció la edición de este material en vinilo, lo cual expone aún más las ansias de seguir progresando de la banda. Abran las puertas del olimpo metalero y sosténganlas bien firmes, porque estos muchachos ya tienen un lugar asegurado.

Sigue a Avernal en Facebook y en Instagram.

Reseña: Avernal – “Tzompantli” (2020)

Argentino. Subdirector del Grupo Editorial El Cuartel del Metal. Gestor de Medios y Entretenimiento. Amante del Rock y el Heavy Metal.

Advertisement
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Advertisement
Advertisement
[wp-story id="38895"]
X